Técnica de 100 años demuestra ser efectiva para la fertilidad

Las parejas infértiles tienen una gran oportunidad de lograr un embarazo exitoso sin la necesidad de someterse a la fecundación in vitro (FIV), gracias a una investigación sobre una técnica médica de hace cien años. Consistente en limpiar las trompas de Falopio con un aceite de semilla de amapola yodado, ha demostrado tener beneficios significativos para la fertilidad, según el análisis de un equipo de investigadores de Holanda y Australia.

Los resultados de la investigación se publican en The New England Journal of Medicine. Además, el líder del proyecto, el profesor Ben Mol, del Instituto de Investigación Robinson de la Universidad de Adelaida y miembro del Instituto de Investigaciones Sanitarias y Médicas del Sur de Australia en temas de salud de madres, niños y bebés, presentará el trabajo en el 13 Congreso Mundial de Endometriosis, que se realiza hasta el sábado en Vancouver, Canadá.

Fuente: ciudadania-express.com

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

18 − diecisiete =