Los únicos límites de la píldora del día después son ideológicos

La comunidad científica señala que es un medicamento seguro con unos efectos adversos “leves”

Madrid. (Efe).- Los únicos límites que pueden aplicarse a la píldora del día después son ideológicos, ya que, desde el punto de vista científico, es un medicamento seguro con unos efectos adversos “leves”, según han constatado médicos y científicos en la última Conferencia de Consenso de la Sociedad Española de Contracepción (SEC).

Además, los últimos estudios niegan que la libre dispensación de la píldora de urgencia incremente la incidencia de infecciones de transmisión sexual, que aumente la frecuencia de las relaciones sexuales sin protección o que incida en los patrones de uso de la anticoncepción regular.

Así lo han explicado este martes en rueda de prensa la presidenta de la SEC, Esther de la Viuda, la vicepresidenta, Macarena Quesada, y el coordinador de la Conferencia de Consenso, Ezequiel Pérez, quienes han insistido en que este método anticonceptivo sólo debe utilizarse cuando ha fallado el método regular o se han mantenido relaciones sexuales sin protección.

La Conferencia de Consenso es una reunión en la que médicos y científicos elaboran unas recomendaciones -en este caso sobre los criterios en el manejo clínico de la anticoncepción hormonal regular intrauterina y de urgencia-, y que se organiza cuando existe “una controversia” social o dudas de los especialistas, y existe documentación científica para resolverlas.

De la Viuda ha explicado las principales conclusiones de la Conferencia y ha destacado la importancia de “terminar con los mitos” que rodean a los métodos anticonceptivos.

Así, ha señalado que cualquier mujer “sin límite de edad ni por arriba ni por abajo” puede utilizar métodos anticonceptivos hormonales, aconsejada por su ginecólogo y con una simple toma de tensión y un análisis de su masa corporal.

Además, las mujeres que utilicen métodos anticonceptivos hormonales no deben someterse a ningún control médico más allá de sus revisiones ginecológicas periódicas y sólo las menores de 45 años con un sangrado no esperado, que persista más de tres meses, deben realizarse un estudio específico.

En el caso de las píldoras anticonceptivas combinadas, las últimas investigaciones señalan que el olvido de una de las pastillas no afecta al efecto del tratamiento y que sólo hay que adoptar medidas adicionales si se dejan de tomar dos o más.

También se han descartado otros efectos tradicionalmente ligados al uso de anticonceptivos hormonales, como que engorden, afecten posteriormente a la fertilidad o disminuyan el deseo sexual, al tiempo que se recomienda utilizar anticonceptivos con bajas dosis de estrógenos para reducir el riesgo relativo de tromboembolismo venoso.

En este sentido, De la Viuda ha destacado que el riesgo de tromboembolismo venoso en mujeres sanas en edad fértil tiene una incidencia muy baja y que éste aumenta con el incremento de la masa corporal, es decir, en mujeres con sobrepeso.

En cuanto al uso del dispositivo intrauterino anticonceptivo (DIU) en la población adolescente, tanto De la Viuda como la doctora Quesada han señalado que se trata de una opción anticonceptiva más sin efectos adversos.

En este caso han señalado que no sólo no tiene efectos negativos sobre la salud, sino que ya existe un estudio realizado por investigadores del Instituto Catalán de Oncología (ICO) y del Institut de Recerca Biomèdica de Bellvitge (Idibell), según el cual el uso del DIU reduce a la mitad el riesgo de cáncer de cuello de útero.

La ministra de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, Ana Mato, anunció el pasado marzo que el Gobierno “adoptaría una decisión” sobre la dispensación sin receta a mujeres de todas las edades de “la píldora del día después”, basada, sin prejuicios ideológicos, en criterios científicos.

Desde la SEC han reiterado hoy que los únicos prejuicios o límites que se pueden alegar son ideológicos, ya que desde el punto de vista médicos y científicos “no existen”.

Fuente: La Vanguardia

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Nueve − 6 =