El embarazo

El embarazo
El embarazo

¿Cómo se desarrolla tu bebé?

¿qué cambios sufren los dos durante los nueve meses?, ¿qué lo protege dentro de ti?, son algunas de las preguntas que se hacen las madres durante el embarazo. Presta atención a este gráfico, porque después mediremos tus conocimientos.

Liberación del óvulo y fecundación

Hacia la mitad del ciclo menstrual, entre el día 14 y el 16, se produce la ovulación. Uno de los ovarios de la mujer libera un óvulo que viaja a través de la trompa. Si en su camino se encuentra con un espermatozoide lo más probable es que se produzca la fecundación, dando origen a un embarazo.

Conoce los cambios

La fecundación
La fecundación

Primer mes

Con el embrión ya implantado en la cavidad uterina y la placenta en desarrollo, el embrión comienza a formarse. Su presencia puede detectarse alrededor del día 10 después de la fecundación, una semana más tarde empieza la formación del sistema nervioso central y en el día 20 su corazón ya bombea líquido.

Segundo mes

En la madre
  • Molestias en la pelvis
  • Fatiga. Más horas de sueño
  • Más flujo vaginal
  • La tensión arterial disminuye, lo que puede producir lipotimias
  • Orinar con mayor frecuencia
  • Primeros cambios en los senos: tensos y dolorosos. Las venas que los irrigan se hacen visibles

Tercer mes

En la madre
  • Cansancio y somnolencia
  • La piel se reseca
  • El perímetro abdominal empieza a sufrir sus primeras modificaciones
  • Se sufre estreñimiento, por lo que se aconseja tomar mucha verdura, cereales con salvado y zumo de naranja en ayunas.

Cuarto mes

En la madre
  • Hinchazón de tobillos y pies
  • Disminuye la frecuencia urinaria
  • El vientre empieza a abultarse
  • La pigmentación de la piel se oscurece: pecas y lunares se hacen más visibles
  • Las várices pueden aparecer en cualquier zona de las piernas
  • Náuseas y vómitos desaparecen
  • En ocasiones puede tener acidez estomacal y gases

Quinto mes

En la madre
  • Buen apetito
  • El útero alcanza el nivel del ombligo
  • El pulso se acelera ligeramente
  • El ritmo de aumento de peso es mayor: durante este mes progresa entre 250 y 500 gramos a la semana
  • Aparece cierto dolor en la espalda, por la relajación de articulaciones y los ligamientos
  • El flujo genital suele ser más abundante
  • Las náuseas y los vómitos han desaparecido

Sexto mes

En la madre
  • El vientre crece con rapidez, unos 500 gramos semanales
  • Las aréolas se hacen más prominentes
  • Retención de líquidos, lo que provoca hinchazón en la cara.
  • La producción de hormonas llega a su máximo nivel: el corazón y el ritmo respiratorio se aceleran
  • Hay una mayor demanda circulatoria, por lo que pueden aparecer alguna várices en las piernas. Lo mejor para combatirlas es algo de gimnasia y un masaje relajante
  • El útero desplaza algunos órganos internos

Septimo mes

En la madre
  • Algunas mujeres padecen insomnio
  • Puede notar las llamadas “contracciones de Braxton Hicks“, que son indoloras
  • La piel puede aparecer hinchada en algunas zonas del cuerpo, debido a la retención de líquidos
  • Se deben evitar las ropas demasiados ajustadas
  • Es bueno beber mucha agua para facilitar el drenaje de los tejidos
  • Puede aparecer calostro en los pechos

Octavo mes

En la madre
  • El ombligo sobresale ligeramente
  • Fatiga
  • Las articulaciones de la pelvis empiezan a distenderse, por lo que es normal sentir alguna molestia
  • Aumento de las “contracciones de Braxton Hicks
  • Aumenta las ganas de orinar
  • Aumenta la frecuencia respiratoria

Noveno mes

En la madre
  • Remitirá la dificultad que tenía al respirar en los meses precedentes
  • Al girar el niño la cabeza hacia abajo ya no comprime el diafragma como lo hacía antes
  • El excesivo sobrepeso que soporta la futura madre hace que le sea difícil dormir; cada movimiento exige mucho esfuerzo.
  • La pared abdominal se tensa
  • El aumento de peso durante las dos últimas semanas es inapreciable
  • El útero ha aumentado en estos momentos unas cien veces su volumen
  • El vientre de la madre llegar a los 100 cm
  • Los botones mamarios protruyen y segregan el calostro

 

 

Fuente: http://www.elmundo.es

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

tres × dos =