Cirugía para mejorar la fertilidad de las mujeres

El 20 % de las mujeres podría necesitar cirugía para mejorar su fertilidad

Barcelona. Una de cada cinco mujeres podría necesitar una intervención quirúrgica para mejorar su fertilidad, al existir en algunas ocasiones malformaciones en la cavidad uterina, pólipos, adherencias y miomas, según datos de la Sociedad Española de Fertilidad (SEF). Entre un 8 y un 15 % de las parejas españolas en edad reproductiva sufren problemas de esterilidad, de las cuales cuatro de cada diez se somete a algún tipo de tratamiento para mejorar sus posibilidades de éxito. A partir de los cuarenta años la efectividad de los espermatozoides se reduce progresivamente hasta los setenta años.

La organización, que celebra en Barcelona su trigésimo congreso, ha asegurado que las intervenciones permiten eliminar los factores que pueden entorpecer la reproducción asistida y, por tanto, aumentan el su porcentaje de éxito.

Entre un 22 y un 28 % de los embarazos por reproducción asistida en España es múltiple, generalmente de gemelos, lo que supone un peligro para la madre, al incrementar el riesgo de complicaciones y de que los bebés sean prematuros.

Es por ello por lo que la Sociedad Española de Fertilidad insta a las administraciones a dar a conocer entre la población los peligros que conlleva un embarazo múltiple, como en países como Bélgica, donde se ha reducido sensiblemente el número de partos de este tipo.

Entre un 2 y un 3 % de los niños españoles, unos 16.000, nacieron en 2011 mediante técnicas de reproducción asistida, porcentaje que asciende al 5 %, 3.500 bebés, en Cataluña.

El número de nacimientos en el principado descendió por tercer año consecutivo en 2011, y registró 80.861 nacimientos, un 3,8 % menos que en 2010, aunque los nacimientos mediante reproducción asistida incrementaron un 4,3 %.

Las técnicas de ayuda a la reproducción son efectivas para una de cada tres mujeres que recorre a esta técnica (32,4 %), aunque los expertos advierten de que la edad de la mujer influye sensiblemente, ya que si tiene menos de 35 años puede tener una probabilidad de embarazo del 60 %, mientras que una mujer de más de 40, del 20 %.

En Europa el porcentaje de éxito de estas técnicas es levemente inferior, del 28,4 %.

Además, el presidente del comité organizador del congreso, el doctor Juan José Espinós, ha afirmado que la edad del hombre, que “hasta ahora no se tenía en cuenta”, afecta también a la probabilidad de embarazo.

Entre un 8 y un 15 % de la parejas españolas en edad reproductiva sufren problemas de esterilidad, de las cuales cuatro de cada diez se somete a algún tipo de tratamiento para mejorar sus posibilidades de éxito.

Según Espinós, a partir de los cuarenta años la efectividad de los espermatozoides se reduce progresivamente hasta los setenta años.

Los expertos han recordado que “el objetivo de los profesionales de la fertilidad es el de traer niños sanos al mundo, y no sólo el de conseguir el embarazo”.

Por este motivo, Espinós ha recordado que se hace un seguimiento durante años del niño para evaluar, entre otros, aspectos como su evolución académica.

La SEF ha afirmado que muchas de las personas que se dirigen a estos servicios tienen una visión “a corto plazo y quieren que el embarazo sea rápido”, y ha recordado que “la humana es una de las especies con una reproducción más ineficaz”.

A este factor, si se le suma una edad tardía de la pareja, entre otros determinantes, hace que el embarazo pueda durar más de lo deseado.

La trigésima edición del congreso nacional de la SEF coincide con el 30 aniversario del primer nacimiento mediante reproducción asistida en España, la niña Victòria Anna, nacida en la Clínica Dexeus de Barcelona.

Fuuente: EFE

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

quince + dos =