Alimentación, información y mitos en el embarazo

“Sólo una de cada tres mujeres embarazadas realiza un correcto control nutricional previo al embarazo, asumiendo un mayor riesgo de malformaciones congénitas a causa de un estado nutricional deficitario”, según las conclusiones del estudio.

Los elementos nutricionales o vitamínicos más importantes y recomendados para el embarazo son el ácido fólico, el yodo, el hierro, las vitaminas B12 y D, y el calcio. Sus niveles, mantienen los expertos, deben estar garantizados durante la gestación. Sin embargo, y por regla general, se detecta una falta de conocimiento. “Es evidente que en España hacen falta más campañas de salud pública para informar y sensibilizar sobre la importancia de las consultas preconcepcionales, cosa que en otros países de Europa no pasa”, ha expresado el doctor.

El 67,7% de las embarazadas actualmente no toma ácido fólico previo al embarazo, un suplemento que puede prevenir dos de cada tres casos de uno de los trastornos congénitos más frecuentes, los defectos del tubo neural. Éstos “se originan por una alteración del proceso embrionario de la neurulación entre el día 18 y el 27 del embarazo, cuando en muchas ocasiones la mujer no es consciente de que está embarazada“, ha explicado el doctor Ernesto Fabre, jefe del Servicio de Ginecología y Obstetricia del Hospital Lozano Blesa de Zaragoza. Se estima, mantiene el especialista, que en España en el año 2012 el número de fetos afectados por este problema fue de 453, de los cuales 300 se podrían haber prevenido.

Por otro lado, y en cuanto a las fuentes de información que demandan las españolas embarazadas, cobra gran importancia frente al ginecólogo, la matrona y el médico de atención primaria. “El 85% de las españolas prefiere buscar información en la matrona y el 65% en su médico de cabecera”. Sin embargo, las futuras embarazadas dicen que preguntarán sus dudas e información al ginecólogo, aunque, tal y como ha apuntado Lete, la realidad es que, “a la hora de la verdad, prefieren la información de la matrona”.

Finalmente, y en cuanto a los mitos desplegados por la sociedad durante años, como la mancha del antojo, la influencia de la luna llena, evitar el sexo o los baños durante el embarazo, hay cada vez, según los expertos, una concepción mucho más baja sobre ellos. Sin embargo, el que aún sigue teniendo mayor aceptación es el de la influencia de la luna llena sobre el inicio del parto.

Por todo ello, y analizados los resultados del estudio, el doctor Lete ha concluido que “hay que animar a las mujeres a planificar su embarazo y a concienciarlas sobre la importancia de la consulta preconcepcional”.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

tres × 2 =